CEFACS: FRACASÓ LA ELECCIÓN FRAUDULENTA


EL COMITÉ ELECTORAL SE DIVIDE POR EVIDENCIAS DE FRAUDE

 LOS FRENTES AVALAN EL ENGAÑO Y RUEGAN QUE SIGAN LAS ELECCIONES AL MARGEN DE LA BASE ESTUDIANTIL

SE DERRUMBÓ LA FARSA ELECTORAL

Desde que los dirigentes del CECOM impulsaron en el Consejo Facultativo unas elecciones antidemocráticas al CEFACS, el proceso electoral nació viciado. Su juntucha, mal llamada “Revolución Estudiantil”, fue juez y parte pues  su candidato a ejecutivo, Cristopher, fue hasta último momento delegado del CECOM al Consejo Facultativo, encargado de viabilizar en instancias de las Autoridades, elecciones antidemocráticas y fraudulentas a fin de curso, poniéndose  en ventaja frente a los otros candidatos, al cumplir doble función (Centro y Candidato) sin presentar su oportuna renuncia a la plancha de “Poder Estudiantil”  (CECOM), de manera pública ante la base.  Para después utilizar la infraestructura del CECOM como casa de campaña de “Revolución Estudiantil”.

Se propiciaron reuniones burocráticas donde formaron un Comité Electoral sin representatividad y, con el aval de las directivas de los demás Centros, se dispusieron a llevar a cabo elecciones al CEFACS, aprobando una convocatoria con las mismas características antiautonomistas que la elección trucha de la FUL

EL COMITÉ SE DIVIDE POR NUEVOS FRAUDES

El pasado 21 de Octubre (de la noche a la mañana) el Comité Electoral convocó a asamblea de emergencia (que terminó siendo una reunión burocrática) con la finalidad de anunciar la renuncia de uno de sus miembros y modificar la fecha del día de la votación, ya que al interior del comité se habían propiciado diferencias que culminaron en la inoperancia del mismo.

Diferencias que se iniciaron por la parcialización de una parte del Comité a la cabeza de Héctor, “delegado” por Comunicación, las delegadas de Trabajo Social y la Presidenta del Comité de Antropología, a favor del frente de derecha FEIS, que no cumplió con los requisitos de la convocatoria al no foliar  los documentos presentados al momento de su inscripción, pero fue habilitado beneficiándolos por encima de sus propias reglas. Este frente (o juntucha)  aglutinaba a los candidatos estudiantiles de Sidney Tórrez y Margoth Soria.

Este hecho fue denunciado por la Secretaria de Actas del propio Comité, y provocó su renuncia irrevocable, testimoniada en su carta del 20 de octubre de 2016, donde aclaró que el día de recepción de documentos de los frentes, 12 de octubre, no se debió aceptar los documentos de FEIS a la vez de denunciar el trato preferencial con este frente.

Para agravar las cosas, se descubrió que el miembro de Comunicación, Héctor, manipuló la documentación a favor del mencionado frente adjuntando un requisito indispensable que les faltaba, el certificado de no tener deudas pendientes con la UMSA (D.A.F.). El comité se desenmascaró y el fraude estaba más que anunciado.

Los demás frentes (Juntuchas), Mega Social, Revolución Estudiantil y Unidos Somos Sociales, como electoreros sin principios, no cuestionaron al Comité y alentaron a que sigan adelante las elecciones fraudulentas. Pero las denuncias eran muy graves y Héctor terminó renunciando verbalmente al ver que los delegados de sociología, a último momento, afirmaron las denuncias y pusieron en duda su permanencia en el Comité Electoral. Finalmente se apartaron del comité y el 23 de Octubre, a dos días de la votación, los miembros que quedaron publicaron su comunicado de cancelación de elecciones, sin aclarar a las bases su proceder fraudulento.

Estos hechos pusieron al descubierto lo que denunciamos desde el principio, el fraude de la elección burocrática. La parcialización y manipulación de documentos del Comité electoral a favor de un frente reafirman nuestra posición. Un proceso electoral fraudulento con un comité que al no ser representativo, fue fácilmente manipulable, maquinado por los lacayos de las autoridades reunidos en juntuchas, quienes al no tener acuerdo sobre el turno del pasanaku en el CEFACS, pusieron en riesgo su propio proceso burocrático al punto de llevarlo al fracaso. En el intento de asaltar el CEFACS dieron a conocer su verdadera faz de lobos vestidos de ovejas.

Llamamos a la base estudiantil a impulsar nuevas elecciones democráticas, organizadas con tiempo razonable para permitir un debate de ideas democrático de cara a los estudiantes, con un comité electoral representativo y la más amplia participación estudiantil, por un CEFACS al servicio de la base y no de las autoridades.

La Paz, 23 de octubre de 2016