EL PROGRAMA DE LA JS NO ADMITE PROCESOS VICIADOS NI ENGAÑOS PARA GANAR UN CENTRO


POR UNA VANGUARDIA PRINCIPISTA

El frente URUS “Poder Estudiantil” (P.E) nos viene atacando con chismes e insultos por todos los medios que su camarilla docente prebendal les ha facilitado. Recurren a esta bajeza porque se han quedado sin argumentos ante las pruebas que demostraron que el proceso electoral del CECOM fue fraudulento. Lo interesante es que sus representantes, ante la evidencia mostrada, tuvieron que admitir que sí existieron vicios; lo reconocieron el 16 de junio en la reunión que el propio P.E concertó con la FUL. Pero, de forma contradictoria, lanzan una campaña para ocultar el fraude, agudizándolo más, tergiversando la información que desnuda el engaño.

Nosotros demostramos públicamente los vicios del proceso electoral al cecom en tres asambleas masivas realizadas el 14, 19 y 22 de Junio cada una. Las mismas se resumen en la aparición de nombres de votantes sin firma, la violación al derecho de poner las observaciones en actas, el conteo de votos realizado al día siguiente sin motivo justificado, pues nadie atentó contra las urnas, todo lo contrario, los delegados, con excepción de “Poder Estudiantil”, nos retiramos para realizar las observaciones por escrito. Ante nuestros argumentos, P.E se va por la tangente y responde: “Es que nos vamos a quedar sin cursos de verano si no somos CECOM”, es decir, no tiene cómo refutar la evidencia, y usa una falacia como chantaje para alarmar a incautos y aprovechar la confusión a su favor, queriendo tomar el CECOM a toda costa, (Sólo les falta decir que si ellos no son centro “el sol se va a ocultar y la luna se esconderá”, conocidas frases de la campaña por la reelección masista). Producto de este chantaje, deben decir a primer año que no hay fraude y ocultar las pruebas presentadas ya discutidas. Es necesario enfrentar la desinformación que generan los docentes y fanáticos de este grupo degenerado.

MÉTODO DE URUS Y DE LAS AUTORIDADES:

El fraude y la falsificación de datos es el clásico método de las autoridades para encaramarse en el poder. Ahora, esa práctica es asumida por P.E con más énfasis que las peores autoridades de la historia de la facultad. Han pasado por cursos tergiversando la información, difamando a nuestra organización y ocultando los vicios del proceso electoral. Han tenido cabida en los medios controlados por las autoridades, TV U por ejemplo, donde expresan información falseada. ¿Qué diferencia hay entre el método de P.E y las autoridades masistas? ninguna, las personas que lo aplican son distintas, pero la esencia es la misma. Basta recordar que la ex Autoridad, Sotomayor, no rindió cuentas públicas en asamblea, y lo mismo hizo “Poder Estudiantil”, poniendo las mismas excusas.

HUELGA SIN PRINCIPIOS:

La huelga de hambre de P.E se basa en avalar el proceso fraudulento. Bajo la propaganda de “defensa del voto estudiantil” se busca en realidad tener el CECOM a toda costa, sin importar si el proceso está corrompido. Por ese hecho no tiene principios. Se busca victimizar a los falsificadores ante la base como estrategia política típica de los corruptos.

URUS: LORISMO Y ESTALINISMO COMPATIBLES

El lorismo es la corriente de pensamiento de URUS, admite la falsificación y calumnia como método político. Ésta forma de activismo es compatible con el estalinismo, corriente fundadora de la escuela de la falsificación encubierta de revolucionarismo; a saber, el gobierno del MAS no sólo usa este método, sino que está apoyado en los partidos estalinistas. Los loristas (más conocidos como Loros) critican al MAS, pero aplican en pequeño sus mismos métodos, usando un doble discurso para confundir a la base. Se hacen llamar trotskistas sin haber estudiado al propio Trotski. El verdadero trotskismo luchó contra el estalinismo, y en consecuencia, enfrenta a todos los falsificadores pseudo revolucionarios.

POR UNA VANGUARDIA CON PRINCIPIOS: NO AVALAMOS PROCESOS CORRUPTOS

La Juventud Socialista no admite procesos viciados como medio para ganar. No admite que no se rindan cuentas en asamblea engañando a la base, tal como ha engañado URUS. Las maniobras maquiavélicas de corte corrupto no tienen nada que ver con los revolucionarios. Si un grupo que se reivindica revolucionario deja pasar estas maniobras se convierte, quiérase o no, en estalinista o masista de hecho. Construyamos una organización principista para luchar.

La Paz, junio de 2017