RECUPEREMOS INCAHUASI DE MANOS DE LAS TRANSNACIONALES


POR MAYOR INFRAESTRUCTURA, SALUD Y EDUCACIÓN:
VERDADERA NACIONALIZACIÓN BAJO CONTROL DE LOS TRABAJADORES

La movilización popular en Chuquisaca por la disputa del campo gasífero Incahuasi tiene origen en la imperiosa necesidad de mejorar las condiciones de vida de su población. La mayoría de las provincias del departamento sufre la falta de un adecuado servicio de agua potable y energía eléctrica, precariedad en los servicios de salud y educación, así como carreteras deterioradas. La población de Macharetí, muy cercana a la reserva de gas, que fue duramente reprimida por las fuerzas policiales enviadas por el gobierno de Evo Morales, es una de las más pobres, al punto que muchos de sus habitantes se ven obligados a migrar. Si la movilización es grande es porque necesitan superar esa realidad.
Esta situación no es únicamente de Chuquisaca, la podemos encontrar en poblaciones de los nueve departamentos del país. Por tanto, conseguir mayor presupuesto para el pueblo demanda la unidad de los explotados y oprimidos de toda Bolivia. La división entre trabajadores por regionalismos pequeñoburgueses promovida por los comités cívicos solo llevará a la derrota del movimiento popular, porque, además de aislar a los chuquisaqueños, evita enfrentarse a las patronas del gobierno, las transnacionales que explotan el 90% de Incahuasi, preservando la causa principal de la pobreza de la región. Solo piden al oficialismo las migajas que caen de la mesa, llamándolas regalías. Y en este aspecto chocan con el gobierno que prefiere dárselas a la oligarquía nacional que administra los recursos del departamento de Santa Cruz. Una decisión política a favor de los más ricos.
El gobierno capitalista del MAS ha entregado las reservas gasíferas a las petroleras de capitales europeos, Gazprom, Total E&P y Tecpetrol, dejando apenas un 10% para la estatal YPFB Chaco. Si ese 90% quedara en manos de los bolivianos, no solo habría presupuesto para Chuquisaca y Santa Cruz, sino para los nueve departamentos, y la movilización uniría a todos los explotados y oprimidos del país.
Se hace fundamental superar las consignas cívico pequeñoburguesas por las de naturaleza proletaria, por la verdadera nacionalización de los recursos naturales, empezando por las reservas gasíferas de Incahuasi, bajo control de los trabajadores y no del Estado Burgués y sus gobiernos corruptos.
Desde el MST alentamos la movilización de las bases obreras y populares de Chuquisaca para tornar la lucha nacional y así poder derrotar la política del gobierno pro patronal.
La Paz, mayo de 2018