1º de Mayo de los trabajadores, internacionalista y de lucha


EL GOBIERNO ENRIQUECE A LA BURGUESÍA, A LA OLIGARQUÍA Y AL IMPERIALISMO

¡RECUPERAR LA COB PARA LA INDEPENDENCIA DE CLASE!

¡Fuera la burocracia vendida al gobierno!

Por la construcción del Instrumento Político de los Trabajadores

¡TODO EL APOYO A LA LUCHA DE LOS DISCAPACITADOS!

Para conseguir salarios dignos, incremento de presupuesto, salud, educación, etc.:

¡VERDADERA NACIONALIZACIÓN DE LOS RECURSOS NATURALES!

¡RETOMAR OCTUBRE 2003 HACIA UNA SALIDA OBRERA-CAMPESINA Y SOCIALISTA!

Internacional

En este 1 de mayo damos un caluroso saludo revolucionario a los trabajadores a nivel nacional e internacional. Saludamos las luchas gestadas en el mundo que enfrentan a la explotación capitalista e imperialista. Apoyamos las luchas de los trabajadores en EE.UU y Europa. Nos solidarizamos con el pueblo trabajador ecuatoriano que además de enfrentar la explotación, afronta las consecuencias del terremoto. Alentamos las luchas del pueblo trabajador latinoamericano, que desenmascara el verdadero rostro capitalista de los gobiernos pseudo socialistas. En esta región, Brasil, lleva la punta de lanza, puesto que millones de trabajadores y juventud, a través de la acción directa de las masas movilizadas, pusieron al borde del abismo al gobierno burgués de Dilma, mientras que la burguesía temerosa busca una salida de preferencia democrático burguesa, para derrotarlas. En Latinoamérica como Brasil, las salidas de reacción democrática, electorales o constitucionales, han llevado al fracaso la lucha de los trabajadores. Es hora que el pueblo trabajador geste su propia salida de clase, obrera y verdaderamente socialista.

Manifestamos nuestro rechazo a la invasión imperialista en Medio Oriente. Decimos ¡Fuera las tropas del imperialismo Yanqui y europeo de Siria y Medio Oriente!, ¡Fuera las tropas Rusas e Iraníes aliadas del imperialismo! ¡Por una salida obrera y socialista en el mundo árabe!

Finalmente, manifestamos que las alternativas propias de la clase trabajadora, sólo podrán realizarse si se lucha conjuntamente por construir el partido mundial de la revolución socialista, la dirección revolucionaria que conduzca a las masas hacia la victoria. La revolución socialista es la única que puede acabar de raíz con la explotación capitalista imperialista. Desarrollarla conscientemente es una tarea principal de la vanguardia obrera y de la juventud.

Nacional

En nuestro país el gobierno de Evo Morales ha profundizado su giro a la derecha: claramente administra el Estado para garantizar la estabilidad y ganancias millonarias de la burguesía, la oligarquía y el imperialismo, en contra de los trabajadores. El propio ministro de economía se jacta de haber logrado, en 10 años de gobierno masista, aumentar las ganancias de la patronal en un 450 por ciento, y de la banca privada en un 615 por ciento. Las tierras agrícolas han sido garantizadas en manos de la oligarquía y transnacionales como ADM, Bunger y Cargill, a quienes no se les cobra impuestos en la producción de soya. Recientemente, a las Petroleras se les ha subvencionado el saqueo de nuestros hidrocarburos aprobando la Ley de Incentivos Petroleros, que dictaminó despojar recursos públicos de municipios y universidades, en favor de las empresas imperialistas. A las mineras como San Cristóbal, no se les cobra el uso del agua, ni se les sanciona por la contaminación. De esta manera, en medio de la crisis económica mundial caracterizada por  la caída del precio de las materias primas, el gobierno  favorece a la burguesía, y descarga el peso de la crisis en la espalda de los trabajadores.

Con el aval de la burocracia obrera, ha anunciado un irrisorio aumento salarial para los trabajadores, de apenas 6% al haber básico y 9% al mínimo nacional, que no se condice con la carestía del costo de vida. La inflación es mayor a los datos falseados del INE. A su vez, se eleva el nivel de explotación de los obreros, mientras que aumentan los trabajos precarios y el desempleo.

Reprime con fuerza a los sectores movilizados, como salud, magisterio, y, como símbolo reciente de su ataque a los oprimidos, reprime la movilización de los compañeros discapacitados que exigen apenas un bono de 500 bs mensuales, que sólo representa el 0,1% del Presupuesto General del Estado.

Este gobierno no es de los trabajadores y oprimidos, es pro patronal,  y pro imperialista. Además que ha demostrado ser corrupto. Por eso perdió el referéndum constitucional, donde la mayoría de trabajadores le dijeron No a su cuarta reelección. Sin embargo las direcciones traidoras del movimiento de masas le dan respiro.

Recuperar la COB para la independencia de clase y centralizar las luchas

Es momento de construir una alternativa propia de los trabajadores con independencia de clase. El organismo histórico para cumplir esta tarea es la COB, pero se encuentra manejada por la burocracia, pro oficialista, que tomó la dirección en un congreso manipulado por el MAS, sin representatividad de bases. Debemos liberarnos de esta traba. Llamamos a desconocer a la actual dirección de la COB y su burocrático congreso donde fue elegida, para organizar con urgencia, un Congreso con masiva participación de la base, donde se luche por la ruptura con el gobierno, recuperar la independencia de clase y se pueda elegir una dirección de combate. Así se podrá retomar la construcción de la alternativa política de nuestra clase, el Instrumento Político de los Trabajadores. Con su viabilización se posibilita desenmascarar con mayor claridad a las direcciones reformistas dentro de la COB, favoreciendo la construcción de la dirección revolucionaria que necesita la clase trabajadora.

En este camino, centralizar y unificar las luchas es una tarea principal para lograr la victoria por salarios dignos, las reivindicaciones de discapacitados, conseguir más presupuesto para la educación y salud pública, etc., en torno a un pliego único y un plan de lucha para derrotar la política pro patronal del gobierno de Evo.

Por una salida obrera, campesina y socialista  

La única forma de salir de la crisis es realizando una auténtica revolución socialista que rompa con la burguesía, la oligarquía y el imperialismo. Debemos expulsarlos del país y nacionalizar verdaderamente los recursos naturales, empezando por los hidrocarburos y la minería. Así, los ingresos del país  crecerán para cumplir con las necesidades de trabajadores y oprimidos. Esta revolución estuvo planteada en octubre del año 2003. Debemos retomarla y profundizarla. Para eso es necesario construir el partido de la revolución socialista, capaz de llevar la lucha al triunfo final. El MST invita a la vanguardia trabajadora y juventud luchadora a construir juntos esa alternativa en nuestra organización.

La Paz, 1 de mayo de 2016.